CARLOS VERZA Y SU «CUATRI» YA RECALARON EN PERÚ

Carlos Verza vive con la tranquilidad de siempre, pero con ansiedad en igual proporción, las horas previas al debut en un nuevo Rally Dakar. La 41ª edición lo tendrá como uno de los protagonistas por quinta vez consecutiva con su cuatriciclo Yamaha 700 cc, que esta vez lucirá el Nº 252 con “fondo rojo”, que significa que es piloto y mecánico a la vez.

La camioneta propia de asistencia y los neumáticos

El domingo será el momento de la largada simbólica, coincidente con la conmemoración del Día de Reyes; y desde el lunes 7 empezará a transitar el desierto y las dunas que estarán en el 70 por ciento del trayecto. Será uno de los pocos argentinos que esta vez han decidido tomar parte en una prueba tan extrema como la de Perú.

Es que el año pasado participaron 64 pilotos en las distintas categorías, y ahora la cifra se redujo a 26. Mucho ha sido el sacrificio pero la rampa de largada está a la vista. Las primeras horas en Lima, la capital peruana, las transita entre el cumplimiento de cuestiones administrativas y el ajuste de algunos detalles en el cuatri con su fiel asistente Alfredo.

Si bien la largada será el domingo, desde el lunes empezará a correrse la primera etapa oficial, que unirá Lima con Pisco. Será la primera prueba para 334 corredores, de los cuales solo una parte llegará a la meta el 17 de enero, cuando desde Pisco se regrese a Lima.